Blog Single Post

20

septiembre

Expertos alertan del escaso desarrollo de sistemas de seguridad y control de la reputación de las marcas en Internet entre las empresas alicantinas

Las fake news, las falsificaciones, la ciberocupación de los dominios, el phishing o los conflictos con clientes o proveedores son los grandes riesgos para la reputación de las empresas y sus marcas

La sesión del Forum AEFA, espacio destinado a los más jóvenes del entorno de la Asociación de la Empresa Familiar de Alicante, presentado por su presidente, Luis Navarro, concluyó hoy en la necesidad de aplicar sistemas de gestión activa de protección de la marca y la reputación de las empresas en internet, una labor que realizan de manera muy minoritaria un reducido grupo de empresas en la provincia de Alicante. La convocatoria del Forum, bajo el título de “La gestión de la marca y la reputación en Internet”, que ofrecieron Iván Sempere y Eva Toledo, del despacho especializado de Padima, alertaron de la falta de gestión en esta materia entre las empresas alicantinas y la vulnerabilidad que ello genera en la protección de su marca y de la reputación de la empresa como de sus productos.

La realidad española, en opinión de Iván Sempere, es que “la actitud de nuestras empresas es muy reactiva. Todas las empresas son conscientes de que existe una nueva realidad en la red, virtual, pero con un fuerte impacto. Pero que, aunque vigilamos qué se genera ahí, sólo actuamos cuando nos afecta, no de manera preventiva”.

Sempere alertó de que las grandes amenazas en internet se producen generalmente a través de las fake news, las copias y falsificaciones, la ciberocupación del espacio de la marca en la red, o el phishing o suplantación de la personalidad virtual de una marca, así como los conflictos con los consumidores o distribuidores a través de internet y las redes sociales.

Sempere explicó durante su ponencia sobre las herramientas defensivas ante estas situaciones. Las fake news pueden ser capaces de generar pérdidas económicas a las empresas, puesto que pueden causar un daño a la credibilidad financiera de la empresa o del producto. En el caso de las falsificaciones, con la irrupción de Internet se multiplica el fenómeno, donde es importante contar con herramientas para detectar estas páginas con productos falsos.

Para la solución de casos de ciberocupación existen órganos de decisión que pueden suspender determinadas páginas web que utilizan el nombre de la marca o parte de nuestros identificativos en plazos muy cortos de varios días.

Para los expertos de Padima es importante ser consciente de los cambios de hábitos de consumo y comportamiento de los usuarios sobre los que las empresas deben actuar. “Es fundamental gestionar esta realidad, y no de manera reactiva, es decir defensiva, sino de manera proactiva y preventiva. Especialmente cuando nuestra marca está más expuesta en el escenario digital, más abierto a muchos usuarios, donde juega agentes diferentes que opinan en tiempo real sobre sus experiencias, pareceres o estado anímicos”, comentó Toledo.

Para la directiva de Padima, las empresas deben cuidar otros elementos que también deben ser protegidos, como las marcas en movimiento o animadas, o las audiobranding, aquellas que generamos y utilizamos en nuestras herramientas virtuales como las redes, las plataformas como la web, blog, o cualquier otra.

La jornada también permitió para conocer el ejemplo de gestión que realiza Pikolinos en esta materia, a través de un coloquio abierto a los invitados y participantes del evento en el que Marcos Vega, director de marketing de la empresa, trasladó a los asistentes su experiencia. El acto ha finalizado con una presentación del artista alicantino Mario Paul.

- Intermundo, ,